Universidad Técnica Particular de Loja

Gustavo Alfredo Jácome

1912-

Gustavo Alfredo Jácome nació en Otávalo el 12 de Octubre de 1912. Hijo legítimo de José Antonio Jácome Carrillo y de Rosa Jácome Terreros, creció en la provincia de Imbabura donde sus padres poseían muchas tierras y varias quintas. Rodolfo Pérez Pimentel indica que Jácome
nació muy delicado y siendo el décimo y único varón de una familia de once hermanos, que quedaron huérfanos de madre en 1914, creció enfermizo y mimado por su tía soltera Carmen Jácome Terreros, que hizo las veces de madre para todos .
Gustavo realizó sus estudios primarios en la escuela Diez de agosto de Otávalo (donde le impartiera clase el gran escritor Fernando Chaves) y, en 1928, se trasladó a Quito donde se graduó de bachiller en el Normal Juan Montalvo en 1936. A partir de esta fecha Jácome se desempeñó como docente de escuela y colegio en varias instituciones de Quito. Posteriormente, entró a estudiar en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Central donde se licenció. En 1955 se recibió como doctor en Ciencias de la Educación. Cabe señalar que en 1938 se afilió al Partido Comunista pero nunca fue un miembro activo.
Sus primeras proezas literarias datan de 1942 cuando consiguió el Primer Premio en el Concurso de biografías, con un trabajo sobre la poetisa cubana Gertrudis Gómez de Avellaneda. En 1944 triunfó en el concurso Nacional de biografías sobre la vida del Dr. Luis Felipe Borja (padre), “texto que escribió en 70 días con sus noches porque se cerraba el plazo, publicado por la Casa de la Cultura Ecuatoriana en 1947” .
Después de cultivar el género biográfico, Jácome incursionó en la literatura infantil con la edición del poemario Ronda de la Primavera y otras rondas infantiles (1947), Luz y Cristal (1956) y Palabras para jugar (2001). Desde el 51 dictó las cátedras de Castellano y Literatura en la Facultad de Filosofía y Letras y Ciencias de la Educación de la Universidad Central. El otavaleño destaca por su labor didáctica. En efecto, gracias a su experiencia docente, elaboró muchos libros de texto que sirvieron para el aprendizaje de los escolares ecuatorianos. De hecho, su labor fue reconocida en 1968 cuando fue enviado como experto de la Unesco a dirigir la campaña de alfabetización de adultos al Paraguay.
Estudioso de la lengua, Jácome es autor de varias gramáticas y de análisis poéticos ensayísticos: La imagen en la poesía de César Dávila Andrade (Quito, 1971); Estudios estilísticos (Quito, 1977); y César Vallejo (Quito, 1988). Sin embargo, es más conocido como narrador gracias a sus libros de cuentos Barro dolorido (Quito, 1972); Siete cuentos (Quito, 1976) y, sobre todo, Porqué se fueron las garzas (Otavalo, 1979) y Los Pucho Remaches (Quito, 1984). En este volumen se seleccionó el fragmento en el que Andrés Tupatauchi descubre su prosapia real.