Universidad Técnica Particular de Loja

Alejandro Moreano

1944-

Quiteño de nacimiento, Alejandro Moreano vio la luz del día del vientre de Gertrudis Eugenia Mora, lojana afincada en Quito. Realizó sus estudios primarios en la escuela Eugenio Espejo, y una parte de los secundarios en el colegio San Gabriel (donde le diera clase Hernán Rodríguez Castelo) hasta que tuvo que dejar el colegio jesuita, dado que “era presidente del curso y organizó un campeonato de damas y de ajedrez, con toda la buena voluntad y la iniciativa de un muchacho inquieto. El problema fue que lo planificó para que se llevara a cabo a la misma hora de la misa […] Citaron a su madre para darle las quejas”[1]. Por lo tanto se cambió al colegio Sebastián de Benálcazar. A los 17 años, quedó huérfano de padre y como explica se creó entonces “una fetichización de los dos hermanos: mi hermano era mi padre y yo era mi madre”[2].

En los años 60 formó parte del grupo tzántico, grupo de jóvenes intelectuales que propugnaba una transformación radical de la literatura y el quehacer cultural en el país. La actividad cultural en esa década era variada y contaba con

tres grupos culturales: los tzántzicos reductores de cabeza (¿algo tendría que ver esta propensión a reducir las cabezas de sus “compañeros de ruta” apodados ‘cabezones’, que militaban en el Partido Comunista pro Moscú?); los del grupo Ágora, de producción más bien mariana, ligados al Hogar Javier y al ex jesuita Rodríguez Castelo, y los del grupo Caminos, ni de izquierda ni de derecha, sonetistas, abogados en ciernes, que le recitaban a la primera dama de entonces, doña Corina Parral de Velasco[3].

En 1964 fundó junto con Francisco Proaño Arandi la Revista Z de la que sólo se publicó un número. Al año siguiente, Proaño y Moreano se unieron con Ulises Estrella para crear la revista La Bufanda del Sol, que publicó 4 números hasta 1967, siendo uno de los órganos de la vanguardia literaria de los años 60.

Alejandro Moreano dirigió la escuela de Sociología de la Universidad Central del Ecuador y fue catedrático en la Universidad Andina Simón Bolívar. En 1989 obtuvo el Primer Premio en la I Bienal de Novela Ecuatoriana con El devastado jardín del paraíso. Al respecto dijo: “Si tengo algo de narrador es porque ella me enseñó a contar –dice el Alejo, mirando a un punto que juega a escabullirse–, ella era teatral, vivía el mundo de la revista chilena Ecran, estaba enamorada de Gary Grant…”[4]. En 1983, se doctoró en Historia por la Universidad Pablo de Olavide en 1983.

Novelista, ensayista, politólogo, catedrático universitario y editorialista del diario quiteño Hoy, Alejandro Moreano es actualmente uno de los pensadores más crítico y clarividente sobre la situación político-económica de América Latina y la influencia de la globalización en los comportamientos y la vida de los ciudadanos.

Obras principales

Novela: El devastado jardín del paraíso (Quito, 1990).

Ensayo: Ecuador: pasado y presente (coautoría, 1983).

El sistema político en el Ecuador contemporáneo (coautoría, 1990).

Universidad, Estado y sociedad (coautoría, 1994).

Identidad y cambios culturales en la globalización (1995).

La literatura ecuatoriana en los último 30 años (coautoría, 1983).

El apocalipsis perpetuo (2002).

[1] http://espaciosociologicouc.blogspot.com/2015/07/alejandro-moreano-la-carne-y-el-hueso.html

[2] http://espaciosociologicouc.blogspot.com/2015/07/alejandro-moreano-la-carne-y-el-hueso.html

[3] http://espaciosociologicouc.blogspot.com/2015/07/alejandro-moreano-la-carne-y-el-hueso.html

[4] http://espaciosociologicouc.blogspot.com/2015/07/alejandro-moreano-la-carne-y-el-hueso.html